Los iraníes, ¿vetados de tener iPad?

Todo comenzó con lo que muchos jóvenes del mundo quieren: un iPad.

Los iraníes, ¿vetados de tener iPad? Los iraníes, ¿vetados de tener iPad?
;
BBC

Sahar Sabet tiene 19 años y, aunque su primera lengua es inglés, habla farsi -o persa- de corrrido.

Estaba en una tienda de Apple en Alpharetta, un suburbio de Atlanta, Georgia, con su tío. Había venido de Irán para visitar a su familia, que vive en ese Estado.

"Yo le estaba diciendo [al tío] el precio del producto, en persa", dijo a la BBC, refiriéndose a la lengua hablada en Irán y a menudo hablada por exiliados iraní-estadounidenses.

Los sonidos no familiares llamaron la atención del vendedor y les preguntó qué idioma hablaban.

Y ella respondió: "iraní".

'Embargos completos'

En ese momento, el vendedor le dijo que no podía venderle el iPad, "porque Irán y EE.UU. no tienen buenas relaciones entre ellos", dijo.

El gerente de la tienda y otros empleados respaldaron a su colega, Sabet dijo, y mostraron una política escrita que declara: "EE.UU. tiene embargos completos contra Cuba, Irán, Corea del Norte, Sudán y Siria."

La política establece que Apple prohíbe la exportación de sus productos a esos países "sin la autorización previa del Gobierno de EE.UU.".

Sabet nació en EE.UU. –y por tanto es ciudadana estadounidense– y su padre hace que hable persa en casa, para que no olvide su lengua materna.

"No me preguntaron si yo era un ciudadana estadounidense o no", dijo.

Más tarde, Sabet llamó a la oficina de servicio al cliente de la empresa, que se disculpó con ella y le aconsejó que compre el iPad por internet. Así evita inspirar la obstinación de los empleados.

Pero Sabet, una estudiante que espera entrar a la facultad de derecho, no estaba satisfecha.

Llamó a la estación de televisión de noticias de Atlanta, WSB-TV, y les informó de la historia.

El asunto ha provocado un debate sobre cómo EE.UU. dirige sus sanciones contra Irán.

"Desafortunadamente, esto es parte de un patrón creciente en que las sanciones a Irán están golpeando a las personas equivocadas", dijo Jamal Abdi, un portavoz del Consejo Nacional Iraní estadounidense, un grupo que vela por la relación iraní-estadounidense.

El riesgo de responsabilidad civil

Las sanciones de Estados Unidos no restringen la venta de productos a los iraníes que viven en los EE.UU., dice John Sullivan, un portavoz del departamento del Tesoro de EE.UU.

"No hay absolutamente ninguna política de EE.UU. o de la ley que prohíba a Apple o a cualquier otra empresa la venta de sus productos en EE.UU. a cualquiera que desee usar el producto en EE.UU., incluidos iraníes y personas que hablan persa", dijo.

Sin embargo, Apple podría tendría una responsabilidad legal si se venden los productos de consumo en EE.UU. a sabiendas de que serían enviados a Irán, dijo Farhad Alavi, un abogado de Washington especializado en comercio internacional.

"Si Sabet hubiera dicho que planeaba llevar el iPad a Irán, el vendedor habría tenido argumentos para no venderle", dijo Alavi. "Pero Sabet dijo que ella no le dio razones al vendedor para que pensara que ella lo viajaría con la tableta".

"El mero hecho de que un potencial cliente hable persa o coreano no es y no puede de por sí suficiente para deducir que el cliente se llevará el bien a Irán o a Corea del Norte", dijo Alavi.

El martes, alrededor de una docena de activistas fueron a una tienda de Apple y le pidieron a la compañía que deje de estigmatizar a Irán y a clientes iraníes-estadounidenses.

Y en Georgia, otros iraníes e iraní-estadounidenses hicieron planes para volver a la tienda de Alpharetta y hablar persa ostentosamente.

Como respuesta, Apple señaló en un comunicado que sus vendedores son multilingües y que "la diversidad es una parte importante de nuestra cultura".

"Nosotros no discriminamos a nadie", dijo la compañía.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.