La preocupante industria de los desechos electrónicos en China

Los desechos electrónicos pueden ser altamente tóxicos y deben eliminarse de manera segura. Pero un enorme vertedero de basura electrónica en Guiyu, en la provincia de Guangdong, en el sur de China, es mucho más que un cementerio para equipos antiguos, dice un investigador estadounidense que reside en Shanghai.

La preocupante industria de los desechos electrónicos en China La preocupante industria de los desechos electrónicos en China

Adán Minter, autor del blog "Chatarra de Shanghai", dijo que encontró cajas de componentes electrónicos defectuosos pero sin usar en su embalaje original de HP, Panasonic y Samsung.

Sin embargo, Samsung Electronics niega toda participación en los desechos, y dice que los componentes fueron fabricados hace muchos años.

Por su parte, HP y Panasonic no hicieron comentarios sobre el asunto.

Minter explicó que la mayoría de los desechos eléctricos y electrónicos no vienen de Occidente como antes, sino de Asia y especialmente de la propia China.

El escritor ha puesto de relieve la cuestión de los desechos electrónicos en muchas ocasiones anteriores, no sólo en su blog sino también en publicaciones como Bloomberg, el Wall Street Journal y la revista Scientific American.

El pueblo de Guiyu, compuesto por cuatro pequeñas localidades en el sur de la costa de China, alcanzó renombre hace una década, como uno de los lugares donde las viejas computadoras y los dispositivos electrónicos de todo el mundo occidental estaban siendo reciclados.

Un flujo constante de productos electrónicos usados comenzó a llegar desde 1995. Así fue como Guiyu se convirtió paulatinamente en uno de los mayores sitios de desechos electrónicos del mundo.

Negocio peligroso

La llegada de estos desechos también dio lugar a una nueva industria en el área de reciclaje de productos electrónicos en desuso, que aprovecha viejos aparatos y componentes que podrían ser reutilizados y revendidos, quema cables para obtener cobre y utiliza baños de ácido para extraer el oro de los microchips.

Todas estas operaciones y los humos tóxicos que producen tienen efectos peligrosos sobre el planeta y sobre todo, en las personas.

Se ha descubierto que el suelo de Guiyu está saturado con metales pesados como plomo, cromo y estaño haciendo que el agua subterránea no se pueda beber.

Según la Universidad de Shantou en China, la ciudad tiene el mayor nivel de dioxinas que causan cáncer en el mundo, y los niños locales sufren una tasa muy elevada de envenenamiento por plomo.

Y ahora, dice Minter, no son sólo viejas computadoras las que están siendo tiradas allí. La eliminación de los productos electrónicos nuevos y sin uso está agravando aún más el problema.

El escritor tomó fotos de las cajas que había encontrado. Muchos de ellos tenían una etiqueta de "fuera de garantía".

El investigador se puso en contacto con las empresas mencionadas en las etiquetas a pesar de que reconoce que los componentes electrónicos desechados podrían no haber venido directamente de los fabricantes, sino a través de un operador de los desechos electrónicos.

"Por supuesto, puede que hayan sido arrojados por alguna empresa local y HP y Samsung no sabían lo que estaba ocurriendo, pero el hecho de que se hayan negado a responder a mis preguntas es raro", dice Minter, que está escribiendo un libro sobre el problema de la basura electrónica en todo el mundo.

Administración responsable

Cuando la BBC se acercó a Panasonic, la compañía no hizo ningún comentario.Samsung Electronics negó cualquier implicación.

La firma dijo que se trataba de un miembro de la campaña por la administración responsable de los desechos de Basel Action Network, una organización caritativa con sede en EE.UU. que trabaja para detener la exportación de residuos tóxicos a países en desarrollo. Los miembros prometen tratar sólo con los recicladores que procesan el material adecuadamente.

"Basándonos en nuestra investigación interna, se confirmó que las cajas no fueron descartadas por Samsung Electronics, o por uno de los socios de reciclaje de Samsung", dijo la compañía en un comunicado a la BBC.

"Además, los componentes de semiconductores que figuran en los cuadros fueron fabricados en 2004 y habían sido enviado a un cliente en el extranjero".

"En el caso de los componentes, a diferencia de los productos terminados, todos los derechos y la propiedad se transfiere al cliente después de que la operación de venta se ha completado".

El gigante de la electrónica hizo hincapié en que se había comprometido a hacer cumplir los estrictos estándares globales para la correcta gestión de los desechos electrónicos para "proteger el medio ambiente, las personas y los países en desarrollo de los peligros de los desechos electrónicos", y ha establecido programas de reciclaje en todo el mundo para cumplir con leyes globales de reciclaje, independientemente de los requisitos legales, "para seguir reduciendo los desechos electrónicos".

 

HP no hizo ningún comentario sobre los detalles del caso, pero un portavoz dijo que la compañía se ha comprometido a cumplir los más altos estándares de desechos eléctricos.

Cambio de origen

Aunque hasta hace muy poco Occidente era la principal fuente de los desechos electrónicos en Asia -se estima que las personas en Estados Unidos por ejemplo, tiran más de 350.000 teléfonos móviles y 130.000 ordenadores cada día- Minter dice que la situación ha dado un giro.

"La mitad de la basura electrónica que se está procesando en China se genera en China", señala.

"Mientras los desechos electrónicos de Estados Unidos y Europa están disminuyendo, los que provienen de Tailandia y Malasia están aumentando rápidamente".

Minter habló con varios comerciantes chinos de residuos electrónicos que le dijeron que la mitad de la basura electrónica que se está procesando es generada internamente.

"Esto concuerda con mis paseos por la zona, en los que observé los residuos que se procesan allí", dice.

Agrega que muchos comerciantes de Guiyu se quejan de esto, ya que los desechos electrónicos de EE.UU. y la UE son por lo general de mucha mayor calidad que los de China, y por lo tanto mas fácil de descomponer y volver a vender en el gran mercado chino de segunda mano.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.