Bogotá, sede del II Congreso Iberoamericano de Literatura Infantil y Juvenil

La capital colombiana acogerá del cinco al nueve de marzo de 2013 el II Congreso Iberoamericano de Lengua y Literatura Infantil y Juvenil (CILELIJ) con el objetivo de analizar la situación actual del sector y plantear los retos del futuro.

Bogotá, sede del II Congreso Iberoamericano de Literatura Infantil y Juvenil Bogotá, sede del II Congreso Iberoamericano de Literatura Infantil y Juvenil

En una entrevista con Efe, el presidente de la Fundación SM, Leoncio Fernández, organizador del acto junto con el Banco de la República, explicó hoy que Colombia es la sede elegida por el "avance y posibilidades de futuro que está experimentando" con iniciativas de fomento de la lectura como elemento "provocador de paz".

En esta línea, Fernández defendió la lectura como "un instrumento de desarrollo y promoción humana tanto individual como colectiva", a la vez que consideró la literatura infantil y juvenil "el gran instrumento utilizado en procesos de reconciliación nacional", como en el caso de la antigua Yugoslavia.

Apostó por la promoción de "políticas públicas gubernamentales de fomento y promoción de la lectura", con programas similares al que desarrolló el exalcalde de Medellín Sergio Fajardo (2004-2007) bajo la premisa de que la lectura es un "instrumento básico de educación" que "conecta al lector con su realidad".

Asimismo, destacó el debate previsto en el Congreso colombiano alrededor de las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) por su capacidad de crear "experiencias de lectura comunitaria", además de nuevas formas de acceso a la lectura a través de internet y las redes sociales.

Si bien el primer congreso celebrado en febrero de 2010 en Santiago de Chile abordó el origen y pasado de la literatura infantil y juvenil iberoamericana, el segundo pretende, según Fernández, dar un paso más allá y plantear la situación actual del sector que vive un momento adolescente "dulce y bonito".

A pesar de que "la literatura infantil y juvenil siempre se ha considerado la hermana pequeña de la adulta", Fernández defendió su importancia por "construir los futuros lectores".

Y al tiempo, apuntó que la literatura iberoamericana "ha dejado atrás las experiencias individuales de mucho éxito" y se ha puesto al nivel de la anglosajona, japonesa y coreana, consideradas de referencia.

Ahora, resaltó Fernández, el reto es "avanzar" y pasar de la adolescencia a la madurez.

El II Congreso se celebrará en la Biblioteca Luis Ángel Arango de Bogotá y se prevé la participación de alrededor de 600 asistentes, muchos de ellos con posibilidad de acceder a una beca, así como 50 conferenciantes, entre los que destacan nombres como los de María Teresa Andruetto (Argentina), Yolanda Reyes (Colombia), Marina Colasanti (Brasil) o Alfonso Ruano (España).

EFE                                                                

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.