Indicadores Financieros

Trabajo

Preguntas para “rajarlo” en una entrevista. Es importante que se prepare para probables preguntas incomodas y responda con seguridad ante el entrevistador. Foto Corbis

Es importante que se prepare para probables preguntas incomodas y responda con seguridad ante el entrevistador. Foto Corbis

Preguntas para “rajarlo” en una entrevista

Es usual que el entrevistador utilice preguntas con el ánimo de “corcharlo”. Aprenda a salir bien librado de situaciones incomodas durante la entrevista.

Usted puede sentirse muy preparado para la entrevista, pero en el momento que le hacen una pregunta inusual o incomoda puede dudar y no saber exactamente qué responder.

Por ejemplo, en su trabajo anterior pudo tener una mala experiencia que no es fácil de explicar o quizás un cuestionamiento sobre su vida sea su “talón de Aquiles”.

Por esto, es importante que se prepare para esas probables preguntas y responda con seguridad ante el entrevistador.

El portal Interviewing.com señala cuatro posibles preguntas a las que si usted no está preparado, lo dejarán fuera de base.

¿Qué piensa de su jefe actual o anterior?


No tiene que mentir. Puede hablar de lo positivo que le encontraba a su jefe, algo así como: "Respetaba a mi jefe y su experiencia en la industria. Aprendí de él / ella durante el tiempo que estuve trabajando en la empresa".

Lo que usted diga en este tema será clave pues no es recomendable que el entrevistador se lleve la impresión que va a difundir rumores dañinos y negativo en el trabajo acerca de sus superiores.

Por el contrario, si ha tenido una experiencia positiva, tenga cuidado de no endulzar a su jefe demasiado porque es posible que su potencial empleador piense que podría abandonar el barco en la primera oportunidad para volver a trabajar con su antiguo jefe.

¿Por qué no gana o está mejor ubicado a su edad?


Esta pregunta la puede sentir como una cachetada directa en la cara. Sin embargo, no se deje afectar, usted tiene derecho a tomar decisiones personales acerca de su carrera.

Si bien es cierto que puede no estar ganando lo mismo que otros colegas que están en su mismo nivel, debe decir que está muy satisfecho con las opciones de carrera que ha hecho y estaba sacrificando la oportunidad de ganar más dinero o en una mejor posición, para tener la oportunidad de aprender diferentes habilidades o para seguir una pasión.

Con un tono diplomático y sin estar a la defensiva, deje claro al entrevistador que usted ha tomado el camino que eligió y está satisfecho con esto. Muestre que cree en usted mismo y en sus habilidades.

Puede decir algo como: "A pesar de que pude desempeñar puestos más altos en el pasado, veo este cargo como una oportunidad de perfeccionar mis habilidades. Valoro la oportunidad de aprender y crecer con la empresa".

¿Cuánto tiempo se queda con nosotros?

Esto puede ser una pregunta muy difícil, especialmente si usted sabe que su tiempo con la empresa será de corta duración. Pero, ¿estaría bien decir eso en la entrevista?

Incluso si usted no está pensando en dejar la empresa al poco tiempo, es difícil decir cuánto tiempo va a permanecer en ese puesto.

Una buena respuesta es decir que permanecerá el tiempo que usted y su empleador consideren que es oportuno y que le da un valor agregado a la empresa.

Una respuesta como esta ayuda a reforzar que quiere ayudar al crecimiento de la empresa y dar lo mejor de sí, pero cuando ninguno de los dos esté satisfecho, las cosas no se podrán forzar.

¿Qué tan exitoso piensa que ha sido hasta ahora?

Una vez más, no deje que lo inquietan, sobre todo si nunca ha pasado por su mente esa pregunta.

Elija aspectos destacados que ayuden a impulsar más su carrera. No hay un camino correcto y no todo el mundo llega a donde se supone debe hacerlo al mismo tiempo. Usted es su propia historia de éxito.

Los pasos en falso en el desarrollo de su carrera no son errores, son aprendizajes. Si es necesario, tome respiración por un momento para pensar en la mejor manera de abordar la situación.

Nunca responda con una reacción visceral o una respuesta excesivamente emocional.

Finalmente, la próxima vez que surja una pregunta que lo hace sentir incómodo en la entrevista, nunca deje que lo vean sudar. Céntrese en el verdadero objetivo de conseguir trabajo y en cuál será la respuesta que le ayudará a estar más cerca de ese objetivo.

Publicidad
Finanzas en Facebook

Conéctese con FinanzasPersonales.com.co