Inglés, visa y posgrado, los nuevos requisitos para trabajar

Tips sobre cuál es el perfil del profesional joven que están buscando hoy las compañías, según el mejor consultor del año en temas de recursos humanos, Luis Salazar.

Inglés, visa y posgrado, los nuevos requisitos para trabajar Inglés, visa y posgrado, los nuevos requisitos para trabajar

Luis Salazar recibió este año el reconocimiento como el mejor consultor en gestión humana por parte de la Asociación de Gestión Humana (Acrip).

Salazar es el director general de la compañía Consultores y Talentos S&S Asociados. FinanzasPersonales.com.co charló con él sobre cuáles son las características que están buscando hoy las empresas en el talento joven.

Salazar reconoce que hay un boom de demanda por recurso humano, pues sectores como telecomunicaciones, minas, energía y gas, están buscando más profesionales que aporten en sus procesos de crecimiento.

De acuerdo con él, el primer rasgo fundamental de todo nuevo profesional es que domine un excelente nivel de inglés. A muchas empresas hoy ya no les sirve una respuesta como la de las reinas: lo entiendo, pero no lo hablo. El talento que buscan las compañías debe haber dado por descontado el dominio de este segundo idioma.

El segundo factor clave es tener un paquete de visas al día. Esto es así, porque otra de las cosas que se convirtió en un requisito para cualquier profesional es moverse con tranquilidad por distintos países. Al menos a varios de América como Estados Unidos, México o Costa Rica. Obviamente, también a los de Suramérica.

Actualmente, una de las exigencias para los cargos ejecutivos y medios es viajar al exterior a menudo. Las compañías no tienen cómo asumir engorrosos trámites, que no garantizan la visa y tienen urgencia de que sus empleados nuevos inicien pronto con los traslados al extranjero. A un empleado sin visa, se le puede enredar la vida, porque los viajes al exterior son más comunes hoy.

Finalmente, está otro de los factores clave que es el de formación en posgrado. Para Salazar hay que ponerle lupa a la calidad de los estudios de posgrado.

Hoy es normal que una institución ofrezca opciones de posgrado a sus alumnos recién graduados. Así se pueden dar casos de jóvenes entre 23 y 27 años que ya cuentan con una maestría.

La pregunta que se hace Salazar es si el hecho de tener una maestría garantiza niveles de experiencia adecuados para desempeñar con idoneidad cargos con alta responsabilidad. A menudo, es mejor apostarle a ganar experiencia en un trabajo, para luego estudiar una maestría; de esta forma el esfuerzo económico, físico y de tiempo que demanda una maestría puede resultar más efectivo.

Salazar asegura que un posgrado no necesariamente garantiza mayores niveles de remuneración, pues prácticamente se ha convertido en un requisito más en los currículos de los trabajadores.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.