Acoso sexual en el trabajo, cómo manejarlo

El acoso sexual en el trabajo, además de ser tratado como un tabú, es una situación que desde cualquier óptica, debe lograr probarse para establecer la verdad e imponer las sanciones correctas ¿Qué deben hacer la empresa, el acusado y el denunciante?

Foto: Archivo Semana Foto: Archivo Semana

Las compañías, las víctimas y los acusados de esta modalidad de acoso laboral, se ven enfrentados a una conducta que desde cualquier óptica resulta muy difícil de probar, lo cual puede resultar frustrante. Finanzaspersonales.com.co consultó a Cristian Suárez, abogado de la firma de expertos en derecho laboral, Godoy Córdoba Abogados, para realizar una guía de lo que deben hacer todos los implicados en esta situación.

El acoso sexual en el trabajo puede verse como una modalidad de acoso laboral, solo que el segundo implica tratar conductas demostrables, mientras que el primero es una conducta que por lo general es clandestina.

“Es fácil demostrar el maltrato físico y psicológico persistente, la discriminación y el trato desigual hacia un trabajador. Pero cuando hay acoso sexual el sujeto activo que realiza el acoso, 'el acosador', por lo general lo hace de manera oculta”, dijo el abogado Suárez.

Por lo anterior,  la víctima tendrá que entrar a demostrar, bien sea al empleador o a un juez de la república, que lo que dice es verdad. “En ese sentido, si bien la situación se genera en un entorno laboral, tiene más incidencia y más relevancia jurídica para el tema penal”, dice el experto en derecho laboral.

Esto quiere decir que la modalidad del acoso debe ser demostrada por la víctima con el fin de generar las consecuencias disciplinarias laborales sobre el acosador. Después lo debe poner en conocimiento de un fiscal o juez penal para que surta un procedimiento judicial por acoso sexual.

“El acoso laboral es una situación problemática para las empresas. Cada persona va a defender su posición y la compañía debe presumir la inocencia del acusado hasta que se compruebe lo contrario. Por lo que no puede iniciar ningún proceso disciplinario sin tener las pruebas”, enfatizó Suárez.

Entonces, ¿qué debe hacer la empresa?

La empresa de acuerdo con su criterio organizacional debe trazar una política clara para resolver este tipo de conflictos y actuar frente a este tipo de conductas.

Debe seguir un procedimiento por medio del cual se demuestre la veracidad de las pruebas entregadas por el trabajador que presentó la denuncia, haya descargos para cada uno de los implicados y se presenten testigos, si los hay. “En la mayoría de casos no hay testigos, por la naturaleza clandestina de la conducta”, agregó el abogado experto en temas laborales.

Después de realizar el procedimiento, la empresa podrá tomar una decisión.

Si el suceso es reiterativo, pero no se logra comprobar en ninguno de los casos, la empresa puede hacer el uso de su facultad de terminar unilateralmente el contrato sin justa causa, pero debe asumir todos los costos de indemnización que dicta la Ley.

Si usted está siendo acosado sexualmente lo que debe hacer es:

· Lo importante es tener cómo demostrar lo que está diciendo.
· Intentar recopilar elementos objetivos que le puedan demostrar bien sea a la empresa o a un juez que su acusación es verdadera. Por ejemplo, que haya testigos o que exista una grabación.
· Enterar de la situación al departamento de recursos humanos de la compañía y a las autoridades competentes.

Si lo acusan y es inocente lo que debe hacer es:

· Por lo tanto, lo que se debe hacer en primera instancia, de manera preventiva, es procurar no propiciar situaciones que se puedan generar confusiones y malentendidos con sus compañeros de trabajo.
· Si le está pasando, cuéntele al departamento de gestión humana para que se evidencie que el acusador no se está actuando de manera correcta y de esta manera queda en manos de la compañía verificar los hechos.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.