Indicadores Financieros

Riesgos

Enfermedad profesional vs. Accidente laboral. Sxc - El tunel del carpo es la enfermedad profesional que más aqueja a los colombianos.

Sxc - El tunel del carpo es la enfermedad profesional que más aqueja a los colombianos.

Enfermedad profesional vs. Accidente laboral

Las enfermedades profesionales y los accidentes laborales hacen parte de los riesgos que enfrentan todos los trabajadores cuando desarrollan sus labores en una empresa. Qué diferencia hay entre estas dos categorías y cómo intervienen la Administradoras de Riesgos Profesionales (ARP) para cubrir estos eventos.

Enfermedad Profesional

Si usted sufre de dolores en las muñecas y en las manos por el tecleo insistente en el computador durante su jornada laboral, puede que esté sufriendo del Túnel del Carpo, una de las enfermedades profesionales más comunes en Colombia.

De ser así, su empresa, a través de la ARP a la cual lo tenga afiliado, debe asegurar la atención y compensación por este evento, e incluso, si fuera necesario, tendría que garantizarle pensión por invalidez, incapacidad permanente o en caso de muerte, pensión de supervivencia y auxilio funerario. Tenga en cuenta que todos los costos de atención están cubiertos, siempre y cuando la tecnología esté disponible en el país.

Según Fasecolda, federación que agrupa a las aseguradoras colombianas, las enfermedades profesionales más frecuentes son las osteomusculares, entre las que se encuentran el Síndrome del Túnel del Carpo y el Manguito Rotador.  La primera afecta a las personas que digitan durante mucho tiempo debido a sus labores, y la segunda es una lesión en las articulaciones que rodean al hombro, y que afecta principalmente a las personas que trabajan en construcción.

Por definición, una enfermedad profesional es todo estado patológico que se dé como consecuencia obligada y directa de la clase de trabajo que realice un trabajador, o del medio en el que se haya visto obligado a trabajar, y debe ser determinada como tal por el gobierno nacional.

El  decreto 1832 de 1995 establece una tabla de enfermedades profesionales, aunque si la enfermedad no se encuentra en esa tabla, la atención se presta siempre y cuando se demuestre la relación entre las labores llevadas a cabo por el trabajador y la enfermedad que tenga. Para determinar esta relación, se debe encontrar un factor de riesgo en el sitio de trabajo y una enfermedad diagnosticada médicamente relacionada con ese factor.

Hay dos situaciones con las cuales una enfermedad no es considerada profesional así cumpla con las condiciones establecidas por la ley:

1.   Que en el examen médico pre-ocupacional practicado por su empresa se haya detectado y registrado el diagnóstico de la enfermedad en cuestión.

2.   Que se  demuestre mediante mediciones ambientales o evaluaciones de indicadores biológicos, que la exposición en su sitio de trabajo fue insuficiente para causar la enfermedad.

Accidente Laboral

Un accidente laboral, por su parte, es un suceso repentino – es lo que lo diferencia de una Enfermedad Profesional –  que le produzca una lesión orgánica, una perturbación funcional, invalidez o muerte y que ocurra mientras usted está realizando su trabajo o como causa de este. Si el transporte lo suministra su empresa, y el accidente ocurre en el transcurso entre su residencia y el lugar de su trabajo, o viceversa, también es considerado un Accidente Laboral.

¿Qué pasa si el accidente ocurre mientras usted está realizando una labor para su jefe y no está en su lugar de trabajo o en horas laborales?

También se considera un accidente laboral, y su empresa, a través de la ARP, está en la obligación de prestarle los servicios necesarios y cubrirle la atención médica.

Al igual que en una enfermedad profesional, todos los costos están cubiertos si la tecnología está disponible en Colombia y también tendrían que garantizarle, en los casos en los que se desprenda del accidente, una pensión por invalidez, incapacidad permanente o pensión de supervivencia y auxilio funerario (en caso de muerte).

¿Qué hacer si usted no está de acuerdo con la calificación que da la ARP sobre su enfermedad, accidente o sobre la incapacidad laboral que se desprende?

Tiene la opción de comunicar su inconformidad por escrito, para que la ARP remita el caso a unas juntas regionales de calificación de invalidez que definen un concepto, que de todos modos puede ser enviado a una segunda instancia con la Junta Nacional de Calificación de Invalidez.

Los conceptos de estas juntas pueden ser demandados ante la justicia ordinaria laboral si usted finalmente no los comparte.