¿Me endeudo, o no me endeudo?

por Raúl Armando Cardona. Docente Universidad EAFIT

Un experto explica cuándo es bueno o no endeudarse y cómo entender los planes de pago de las deudas. Además cómo realizar sus propios cálculos para apoyar su planeación financiera

¿Me endeudo, o no me endeudo? ¿Me endeudo, o no me endeudo?

Endeudarse es una decisión común de las personas naturales, las empresas y el estado, lo importante es estar consientes de la relación que existe de los compromisos financieros que se asumirán y de la capacidad del pago con que se cuenta, que en esencia la determina el estado actual del flujo de caja del agente que asume el crédito. Un endeudamiento sin medida ni presupuesto de los compromisos que a futuro se adquieren, puede llevarnos a situaciones de angustia financiera y quizás a ser considerados en malos pagadores de la deuda.

Cualquiera que sea el motivo o la situación financiera que tenga, hay momentos en que se toman deudas, consideradas como buenas, como por ejemplo para pagar estudios de posgrado, comprar vivienda financiada, para invertir el dinero prestado esperando que rente más que el costo de las deudas (por ejemplo para comprar acciones de nuevas compañías que se ven rentables), etc..
 
Si se es cumplido en el pago de estas deudas, en el futuro se verá fortalecido patrimonialmente cuando pueda ganar un mayor salario por sus estudios superiores, o tener pagada totalmente su vivienda, o contar con inversiones que se están valorizando.
 
Una vez se libere de los compromisos de las deudas porque se ha culminado el pago en el tiempo establecido, lo más importante que podemos considerar es que queda latente la posibilidad de aumentar el ahorro mensual sobre esos dineros que ya no tendrá que cancelar a un banco, o invertirlos para lograr sus sueños futuros.

Sin embargo, otras veces se adquieren deudas conocidas como malas, como por ejemplo pagar el mercado o los servicios públicos o regalos con tarjetas de crédito, pues la realidad es que algo anda mal y se debe pensar que si no se alcanza a cubrir estos gastos con los ingresos que se reciben cada mes, será en el futuro cuando tenemos que seguir pagando los gastos y además sumarle el pago de los préstamos recibidos.

Por ello, después de evaluar qué deudas ya tenemos y si estamos en capacidad de seguir pagando las que planeamos tomar, debemos conocer los distintos sistemas de amortización, para calcular las cuotas según el horizonte de tiempo establecido de pagos y ver cómo se irá abonando capital al saldo a la deuda hasta cancelar totalmente el compromiso adquirido. La selección de uno u otro sistema puede alterar la cuota que pagaré, la estabilidad o variabilidad en ellas y la manera como evolucionan los saldos.

La selección de uno de estos sistemas depende de la liquidez que se tenga tanto actual, como de los próximos meses (piense al menos en un ciclo anual de todos sus gastos y pagos, para ver si durante esos 12 meses si puede pagar las cuotas estimadas). Por considerarse la misma tasa de interés para cada sistema, el costo del crédito no se afecta por decidir entre uno u otro de los siguientes planes de amortización:

Planes de amortización de préstamos en pesos, uvr y dólares

1. Pago de capital e intereses acumulados al final.

2. Pago de intereses periódicamente y el capital al final.

3. Pago de abonos iguales de capital e intereses periódicos sobre saldos.

4. Pago en cuotas iguales que incluyen capital e intereses. El componente de la cuota fija en capital irá aumentando y los intereses disminuyendo.

5. Pago en el sistema UVR (antes UPAC) en cuotas fijas o en abonos iguales de capital en UVR: para créditos hipotecarios

6. Pagos en moneda extranjera en cuotas fijas o en abonos iguales de capital en dólares: cuando se tienen tarjetas de crédito asignadas por una entidad financiera en el extranjero

A continuación se presenta un ejemplo de un préstamo de $ 5 millones, con los cálculos de pago de intereses, amortización o abono de capital (por lo que realmente baja el saldo de la deuda) y los saldos después de pagada la respectiva cuota:

1. Pago de Capital e intereses acumulados al final
Al final se debe cancelar el monto inicial con el total de intereses (y capitalizados): Sería F= Capital inicial x (1+ i% mes) n

Ej: Para un préstamo de $ 5 millones al 14 % semestral con plazo de 2 años
F = 5.000.000 (1,14)4
F = 5.000.000 x 1,688960
F = $ 8.444.800,8

2. Pago de Intereses periódicamente y el capital al final:

Donde Intereses periódicos = P x i% ; se paga el mismo capital al final.

Ej: Para el mismo préstamo de $ 5 millones al 14 % semestral con plazo de 2 años.
Intereses semestrales:

$ I = i% x P
$ I = 0.14 x 5.000.000
$ I = $ 700.000 cada semestre y al final de los dos años se devuelven los $5 millones.

3. Pago con abonos iguales de capital e intereses periódicos sobre saldos.

Ej: Para el mismo préstamo de $ 5 millones al 14% semestral con plazo de 2 años.

P= Préstamo
K : Abono de capital
N : Número de pagos
k = P / N
K = 5.000.000 / 4 = 1.250.000

Intereses sobre saldos
Saldo semestre 1= 5.000.000- 1.250.000 = 3.750.000
Saldo semestre 2= 3.750.000 - 1.250.000 = 2.500.000
Saldo semestre 3= 2.500.000 - 1.250.000 = 1.250.000
Saldo semestre 4= 1.250.000 - 1.250.000 = 0

Intereses semestre 1 = 5.000.000 x 0,14 = 700.000
Intereses semestre 2 = 3.750.000 x 0,14 = 525.000
Intereses semestre 3 =2.500.000 x 0,14 = 350.000
Intereses semestre 4 =1.250.000 x 0,14 = 175.000

Las cuotas de cada semestre serán el capital más los intereses
Cuota 1= 1.250.000 + 700.000 = 1.950.000
Cuota 2= 1.250.000 + 525.000 = 1.775.000
Cuota 3= 1.250.000 + 350.000 = 1.600.000
Cuota 4= 1.250.000 + 175.000 = 1.425.000

4. Pago en cuotas iguales que incluyen capital e intereses. El componente de la cuota fija en capital irá aumentando y los intereses disminuyendo.

Pago en cuotas iguales que incluyen capital e intereses. El componente de la cuota fija en capital irá aumentando y los intereses disminuyendo. Es calcular el A / P, i, n

Ej: Para el mismo préstamo de $ 5 millones al 14 % semestral con plazo de 2 años.

La cuota fija es un pago dado un presente : (A/ P ,14%, 4). Calculando, tenemos,

A= $ 1.716.023,91

Para calcular la composición de cualquiera de las cuotas, es decir que parte corresponde a abono de capital y cual a intereses procedemos:

Para calcular intereses debemos conocer el saldo del período anterior (n-1), conociendo los intereses podemos calcular el abono a capital simplemente restando. A/ P ,i%, n

Esta cuota es igual para los cuatro semestres e incluye intereses que irán disminuyendo y capital que irá aumentando.

Intereses semestre 1 = 5’000.000 x 0,14 = 700.000
Abono de capital semestre 1 = 1’716.023,91 - 700.000 = 1’016.023,91
Saldo en el semestre 1 =5’000.000 – 1’016.023,91 = 3’983.976,09

Intereses semestre 2 =3’983.976,09 x 0,14 = 557.756,65
Abono de capital semestre 2 = 1’716.023,91 - 557.756,65 = 1’158.267,26
Saldo en el semestre 2 =3’983.976 – 1’158.267 = 2’825.708,81

Intereses semestre 3 =2’825.708 x 0,14 = 395.599,23
Abono de capital semestre 3 = 1’716.023,91 - 395.599 = 1’320.424.68
Saldo en el semestre 3 =2’825.708 – 1’320.424,68 = 1’505.284,13

Intereses semestre 4 =1’505.284 x 0,14 = 210.739,77
Abono de capital semestre 4 = 1’716.023,91 - 210.739.= 1’505.284,13
Saldo en el semestre 4 =1’505.284.-1’505.284 = 0


5. Pago con períodos de gracia: a capital, intereses o ambos y posteriormente abonos de capital según los sistemas anteriores.

6. Amortización en UVR ( antes de 1999, sistema UPAC) en cuotas fijas o en abonos iguales de capital en UVR

En este sistema las cuotas en pesos son sensibles al resultado de la inflación mensual, cada mes sube si hay inflación positiva, que es lo normal de una economía; y si ésta sube más de lo previsto, las cuotas en pesos pueden incrementarse mucho más de lo presupuestado en el modelo de pagos simulado.

La amortización en préstamos en UVR incluye los planes llamados cuotas fijas en UVR y abonos iguales en UVR. Después de haber comprendido como operan estos dos sistemas con el ejemplo realzado anteriormente, veamos lo más importante para créditos en UVR.

6.1. Préstamo de vivienda para pagar en cuotas fijas en UVR: aunque son constantes en UVR cada mes se supone que aumentarán de acuerdo al valor de inflación mensual que se toma de referencia y equivalente a una inflación anual estimada. Esto hace que la primera cuota en pesos, inicia como las más baja en comparación a otros sistemas, pero cada mes y durante 10 o 15 años, según el plazo establecido, aumentarán, lo que hace cada vez más difícil pagarla (sobre todo porque los salarios son fijos durante un año y muchos gastos familiares crecen más que la inflación).

A pesar de que es el que más ofrecen los promotores de vivienda o los bancos cuando ven que la familia no alcanza a pagar otro tipo de cuota, este sistema no debe ni siquiera ser considerado; si no le alcanza para pagar otro tipo de cuota, aplace la decisión o busque un inmueble por un menor valor para que pueda atender las cuotas periódicas de los otros sistemas.

6.2. Préstamo de vivienda para pagar en abonos iguales en UVR: Por abonar siempre el mismo saldo, la cuota en UVR va bajando mes tras mes, lo que compensa el aumento sostenido de la UVR. El resultado es similar a tener un préstamo en cuotas fijas en pesos, excepto que queda expuesto al riesgo de que las cuotas suban si la inflación lo hace, mientras que en un préstamo en cuota fija en pesos, se sostiene la tasa.

7. Pagos en moneda extranjera en cuotas fijas o en abonos iguales de capital en dólares: afectado por la volatilidad del dólar, fenómeno conocido como el riesgo cambiario, donde si sube o baja mensualmente el tipo de cambio representativo del peso versus dólar, también las cuotas en pesos presentarán el mismo comportamiento.


¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.