Estudian si los hongos alucinógenos actúan contra la depresión

La psilocibina, el ingrediente activo de los hongos alucinógenos, tiene el potencial para tratar enfermedades mentales como la depresión.

Uno de los investigadores asegura que el consumo de hongos alucinógenos no tiene "efectos adversos".  Uno de los investigadores asegura que el consumo de hongos alucinógenos no tiene "efectos adversos".

El ingrediente activo de los hongos alucinógenos, la psilocibina, actúa sobre ciertas áreas cerebrales.

Esa es la conclusión de dos estudios científicos publicados esta semana que identificaron con escáneres cerebrales las áreas del cerebro donde puede actuar este compuesto.

En el primer estudio, publicado en Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS) 30 individuos sanos recibieron infusiones intravenosas de psilocibina mientras eran sometidos a escáneres de resonancia magnética (MRI) para medir su actividad cerebral.

Los resultados mostraron una menor actividad en las regiones cerebrales que están más interconectadas entre sí.

La segunda investigación, que aparecerá en British Journal of Psychiatry (Revista Británica de Psiquiatría), reveló que la psilocibina logró mejorar los recuerdos de los participantes, lo cual podría tener usos en psicoterapia.

Sin embargo, tal afirma el profesor David Nutt, quien dirigió los estudios, es necesario relajar las estrictas regulaciones actuales para poder estudiar más a fondo estos compuestos psicoactivos.

"Creo apasionadamente que estos compuestos son fármacos profundos, que pueden cambiar el cerebro de forma como otros medicamentos no pueden hacerlo" dijo el científico a la BBC.

"Y me parece extraño que nadie los haya estudiado antes. Y nadie los ha estudiado porque son drogas fuertes e ilegales" agrega.

Estudio controlado

Según el investigador, sus estudios revelan que el consumo de hongos alucinógenos no tiene "efectos adversos" y no debe ser ilegal procesarlos.

Durante el estudio, los científicos esperaban observar más actividad en las áreas del cerebro asociadas a las imágenes visuales. Pero de hecho, encontraron que el compuesto "apagó" las regiones interconectadas del cerebro, las cuales regulan el sentido de ser de un individuo y de su integración con el ambiente.

También encontraron que la psilocibina puede apagar una región del cerebro que se vuelve muy activa cuando se sufre algunas formas de depresión.

Por eso el profesor Nutt cree que el compuesto podría ser utilizado como un antidepresivo y ya solicitó al Consejo de Investigación Médica (MRC) del Reino Unido permiso para realizar un estudio pequeño sobre este tema.

"En Estados Unidos ha habido algunos estudios que muestran que cuando se usa en un contexto psicoterapéutico, la psilocibina puede producir cambios bastante duraderos en el sentido de bienestar de una persona, cambios que pueden durar años" dice el investigador.

Y señala que ni los escáneres cerebrales ni los estudios de seguimiento han mostrado que el consumo moderado de la droga sea inseguro.

Sin embargo, tal como señala Martin Barnes, presidente ejecutivo de la organización DrugScope, "los estudios publicados no analizaron directamente si los hongos alucinógenos son dañinos".

"Lo que hicieron fue estudiar la forma como la psilocibina tiene un impacto en el cerebro".

El señor Barnes advierte que el uso recreativo o problemático de drogas no debe ser confundido con el importante asunto de la investigación para posibles terapias o beneficios médicos de ciertas sustancias psicoactivas.

"Un estudio cuidadosamente controlado y supervisado, utilizando una fórmula pura de psilocibina en condiciones controladas, es algo muy diferente de la forma como la mayoría de la gente suele ingerir esta sustancia en los hongos alucinógenos" expresa el experto.

 

 

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.