Le robaron el celular, ¿y su información financiera?

No tema realizar transacciones por el celular, las aplicaciones de banca móvil utilizan una tecnología dentro de la SIM card de cada teléfono para evitar que los delincuentes puedan acceder a su información.

Si le roban el celular, su información financiera está a salvo. Si le roban el celular, su información financiera está a salvo.

Muchas personas temen usar las aplicaciones de banca móvil y realizar las transacciones financieras desde el celular, pues sienten que es un medio inseguro y piensan que en el momento que pierdan el celular o que otra persona tenga acceso al aparato podrán realizar transacciones desde su cuenta.

Hasta ahora se han realizado en el país cerca de 40 millones de transacciones por medio de celulares y no se ha reportado el primer caso de fraude. Las medidas de seguridad que se deben tomar son las mismas que se recomiendan a todos los usuarios de tarjetas débito, pues la clave o el PIN es lo que más debe cuidar para evitar fraudes.

El gerente de cuenta de Gemalto, Carlos Maldonado, cuenta que la tecnología que utilizan para construir estas aplicaciones es la misma con la que fabrican las tarjetas débito o crédito con chip, que hasta ahora los delincuentes no han logrado vulnerar.

Según el gerente la SIM card de un teléfono celular es un pequeño computador que tiene unas características específicas para cumplir con su función normal, que es autenticarse en la red de un operador celular.

Además de esto, el microprocesador permite que se instale un módulo criptográfico que convierte la información para que viaje en clave desde su teléfono celular, hasta la terminal del banco, de tal manera que los delincuentes no puedan descifrar los datos que se transfieren durante el viaje. “Los datos siempre viajan en clave de manera que nadie puede identificarlos y el módulo criptográfico garantiza que en cada transacción la información que viaje sea diferente”, dijo el directivo.

En cada transacción de banca móvil hay una serie de información que se verifican. Cada usuario podrá hacer transacciones solamente desde el teléfono celular que está registrado y cada vez que quiera entrar al módulo de transacciones debe ingresar su clave, que en algunos casos es la misma de la tarjeta débito.

“No se pueden hacer transacciones desde otro celular que no sea el que está registrado. El celular es personal, así como su cuenta bancaria, por lo tanto solo podrá hacer transacciones desde su teléfono. Y si se lo roban, no hay problema porque la información no queda guardada en el celular, la información vive en la SIM durante la transacción, después desaparece”, agregó Maldonado.

Cabe anotar que como en todas las transacciones bancarias es una clave que solo la debe saber el dueño del celular y de la tarjeta y con la cual debe tener los mismos cuidados que con las otras claves.

Las transacciones de banca móvil cumplen con todos los estándares que tiene cualquiera que sea física o por internet. Por ejemplo, un código para la transacción. Esta información queda guardada en el banco.

Recomendaciones de seguridad:

Son básicamente las mismas que debe tener con su tarjeta débito o crédito.

· Proteja su clave o PIN. Memorícelo y nunca lo escriba.
· Nunca le diga su contraseña a nadie, ya sea en persona, por teléfono o por correo electrónico.
· Al escoger su contraseña, no escoja números y letras que puedan identificarse fácilmente. Evite usar iniciales, números de teléfono y fechas de nacimiento.
· Nunca dé su número de tarjeta por teléfono a menos que haya hecho la llamada por su cuenta.
· Cuando realice las transacciones, preste atención a todo lo que le rodee y trate de hacerlas en un lugar tranquilo y privado.
· Cubra el teclado cuando ingrese su clave o PIN.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.