Horarios flexibles y vacaciones compradas, ensáyelas

Las empresas ahora deben no solo atraer a las personas, sino garantizar que sus empleados estén motivados, para poder retenerlos. El desafío hoy es implementar beneficios flexibles y una compensación emocional.

Las compañías deben trabajar en temas como la optimización de beneficios o la compensación emocional de sus colaboradores. 
Las compañías deben trabajar en temas como la optimización de beneficios o la compensación emocional de sus colaboradores.

Una de las mayores preocupaciones de las empresas es cómo hacer para que sus empleados estén motivados en su trabajo. Cómo hacer para que se sientan a gusto en la compañía y muestren un desempeño mejor. La clave no es solo atraerlos, es poder motivarlos para retenerlos. ¿Cómo se puede generar un vínculo emocional entre las empresas y sus colaboradores?

Finanzaspersonales.com.co habló con Octavio Gallardo, consultor Senior de Mercer, acerca de los retos que las organizaciones empresas frente a sus empleados.

Un incremento en los salarios del 3%, como el que hicieron la mayoría de empresas este año, probablemente no tenga un impacto alto en los ingresos de los empleados. Una persona por ejemplo, que se ganaba un millón en 2009, ahora recibe $30.000 de más. Es algo que no se ve mucho. Entre las personas queda la sensación que su sueldo no le va a alcanzar para cubrir el aumento de los precios. La mayoría de personas viven inconformes con su remuneración.

Las empresas entonces deben buscar otras variables, diferentes al sueldo, que generen un impacto positivo entre sus empleados. Las compañías deben trabajar en temas como la optimización de beneficios o la compensación emocional de sus colaboradores.

Hace unos años, las empresas ofrecían beneficios generales. Por ejemplo, si otorgaban créditos, eran para todos sus empleados, si tenían un plan médico era para todos. Las empresas no se detenían a mirar en qué etapa y en qué ciclo de vida estaban sus empleados.

Ahora, el reto de las empresas está en dar beneficios que respondan a las necesidades de cada empleado. Otorgar beneficios flexibles, que los colaboradores los puedan seleccionar. Si la empresa tiene un auxilio de estudio, por ejemplo, que los empleados que ya no están en un momento para estudiar, puedan usarlo con sus hijos.

La pregunta que deben hacerse las compañías es cómo mejorar la calidad de vida de sus colaboradores. En este sentido, algunas empresas ya están implementando los horarios flexibles. En estos casos, los empleados pueden ahora acomodar su hora de entrada a la oficina. Una mujer madre de familia, puede entrar a las 7:00 a.m., una vez deje a sus hijos en el colegio, y salir más temprano para poder pasar más tiempo con ellos. Para una mamá, estas facilidades tienen un impacto mayor que un aumento de sueldo –que ya no es el único diferencial-.

Otras empresas, dejan a sus empleados salir a las tres de la tarde todos los viernes o una vez al mes. Otras permiten a sus colaboradores comprar días de vacaciones. De esta manera, un empleado que tiene 15 días de vacaciones por ley, podrá comprar 10 ó 15 días, lo cual le permitirá salir a descansar por 25 ó 30 días tranquilo.

En otros países de América Latina, como México, Argentina y Brasil, las empresas ya llevan bastante tiempo trabajando en el tema de los beneficios flexibles para mejorar la calidad de vida de los empleados. Aunque en Colombia, este tema ya ha ganado espacio dentro de las compañías, aún queda un amplio camino por recorrer.

El reto de recursos humanos es poder atraer, motivar y retener a sus empleados.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.