Usuarios de Facebook: a 3,74 grados de separación

Un estudio demostró que, si tiene cuenta en Facebook, existe una enorme probabilidad de que el amigo de un amigo conozca al amigo del amigo de cualquier otro miembro de la red social.

BBC Mundo BBC Mundo
;
BBC

La teoría de los seis grados de separación sostiene que cualquier persona en el planeta Tierra puede estar conectada a otra persona por medio de una cadena de seis eslabones o menos.

Pero en Facebook esa teoría cambia. Y cambia tanto, que un reciente estudio ha demostrado que entre cualquier usuario de Facebook y otro existirían -como máximo- 3,74 grados de separación.

"Asumimos que el 'grado de separación' es lo mismo que 'la distancia menos uno' (…) y la distancia promedio que observamos es 4,74", señaló el estudio.

El número de grados representa en este caso la cantidad de personas en la cadena de amistad, excluyendo a aquellos en cada extremo.

O, como los autores lo explican: "Un amigo de tu amigo conoce al amigo del amigo de cualquier miembro de la red".

La investigación se llevó a cabo en mayo de este año e involucró a todos los miembros activos de la red social; es decir, a todos aquellos que han iniciado sesión en Facebook al menos una vez durante los últimos 28 días.

"Cuando se considera al usuario más distante de Facebook en las tundras de Siberia o en la selva peruana, un amigo de tu amigo probablemente conoce a un amigo de sus amigos. Cuando limitamos nuestra análisis a un solo país, por ejemplo, Estados Unidos, Suecia, Italia o cualquier otro, encontramos que el mundo se vuelve más pequeño y que la mayoría de las personas están separadas por sólo 3 grados", señaló Facebook en su clic blog.

Estudios anteriores

El experimento es la mayor prueba que se ha realizado hasta ahora de la idea propuesta por el húngaro Frigyes Karinthy en 1929, autor de la teoría de los seis grados de separación.

La idea se volvió popular gracias a una obra de teatro, la película del mismo nombre de 1996 que sirvió de estreno cinematográfico para el actor estadounidense Will Smith y, más tarde, un juego que consiste en vincular el actor clic Kevin Bacon con otra estrella de Hollywood en sólo seis escalones o menos.

Por ejemplo: la actriz Eva Longoria actuó en la comedia Lower Learning en la que participó Miranda Bailey, que a su vez produjo la película Super en donde trabajó Kevin Bacon.

Pero el demostrar la validez de esta hipótesis en la población general suponía un desafío muy grande desde hace mucho tiempo.

El psicólogo Stanley Milgram intentó hacerlo en la década de los 60, por medio de la entrega de una carta.

A los voluntarios se les pidió que se aseguraran de que el documento llegase a una persona específica, pasando el papel a través de gente que ya se conociera entre sí.

El problema fue que la idea sólo involucraba a unos pocos sujetos iniciales y no había manera de saber si las rutas de las cartas eran las más directas posibles.

La metodología

Pero Lars Backstrom, analista de datos de Facebook, sí fue capaz de trabajar con una muestra representativa.

Para el momento del experimento, la red social contaba con 721.000.000 miembros -alrededor del 10% de la población mundial- que tenían un total de 69.000.000 amigos entre ellos.

A pesar de la gran cantidad de datos, Backstrom y cuatro investigadores de la Universidad de Milán fueron capaces de analizarlos utilizando un equipo de 24 computadoras, con un disco duro de un terabyte. Según ellos, el hardware no costó más de US$3.000.

Las páginas de Facebook de celebridades fueron excluidas del estudio. También cabe destacar que la investigación se realizó antes de que la red creara las "suscripciones", con el fin de vincular a usuarios que podrían estar interesados en lo mismo, aunque no se conozcan.

Facebook pone a sus usuarios un límite de amigos: sólo se pueden tener 5.000. Sin embargo, en el estudio la media de usuarios tenía unos 100 contactos que se traducen en el 0,000014% del total de miembros de la red.

A pesar de este número relativamente pequeño, los resultados mostraron que el 99,6% de pares de usuarios estuvieron conectados por cinco grados de separación, mientras que el 92% lo estuvo por cuatro grados.

En promedio, la distancia entre dos miembros cualquiera de Facebook fue de 4,74 grados, una cifra mucho menor que el promedio de 5,25, distancia registrada por Facebook en 2008, cuando la red era mucho más pequeña.

Los investigadores aseguran que la distancia promedio ahora "parece estar estabilizándose", indicando que aunque otros 10 millones de personas se inscriban en Facebook, existen muy pocas probabilidades de que el grado de separación pueda disminuir mucho más.

Más allá del rigor científico de la investigación, expertos aseguran que su resultados también pueden interpretarse como una herramienta de publicidad.

"El sitio quiere demostrar que al estar ahí sus usuarios están más cerca de personas relevantes o famosas", señaló el experto en Tecnología de BBC Mundo, David Cuen.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.