¿Realmente puede comprar el nuevo iPhone 4S?

Apple anunció que las preórdenes de su iPhone 4S han alcanzado a ser más de un millón en un solo día, sobrepasando el récord de las 600.000 unidades de iPhone 4 logrado en su primer día. ¿Su bolsillo está preparado para comprarlo?

Efe Efe

Productos como el iPhone, más que una necesidad se convierten en un deseo. Es por eso que así la nueva versión lanzada por el gigante de la tecnología no tuviera grandes novedades, los seguidores de Apple tendrán todos los argumentos para comprarlo y volverlo una necesidad.

Todos los comentarios se han hecho acerca del nuevo iPhone 4S. Unos opinan que es mejor la versión anterior, otros piensan que no tuvo grandes cambios y los menos conformes dicen que esperaban una pantalla más grande o una cámara con mejores especificaciones.

Al tener claro que no es que realmente lo necesite, lo que primero debe hacer es mirar su bolsillo y su presupuesto. Ese simple vistazo le permitirá determinar si cuenta con las suficientes reservas voluntarias para comprarlo. Pues endeudarse para comprarlo definitivamente no es la mejor opción.

En ese momento de reflexión, haga cuentas y no olvide para qué tiene destinadas sus reservas voluntarias. Si el dinero ahorrado es para las vacaciones, la navidad, los cumpleaños de sus hijos, es mejor que piense dos veces antes de realizar la compra.

Después de hacer este ejercicio es muy probable que llegue a la conclusión de que no es el momento de comprar este aparato que tanto lo trasnocha. Pero entonces, ¿cómo lograr hacerlo?

Lo primero que debe hacer, como siempre, es ahorrar exclusivamente para ese propósito. Tal vez el próximo mes ya logre completar todo el dinero para comprarlo. Eso será muy bueno, siempre y cuando no entre en conflicto con sus gastos necesarios que son:

·   Vivienda
·   Servicios públicos
·   Transporte
·   Alimentos
·   Ropa

La lección es simple, siempre que desee comprar algo,debe tomarse el tiempo para pensar en qué tan necesario es y si cuenta con los fondos para financiarlo. En otras palabras, no deje de hacer mercado por comprarse un iPhone.

Recuerde también esconder la tarjeta de crédito y hacer caso omisio a sus impulsos de consumo desmedido. No permita que la euforia y los medios lo muevan a comprar algo que no puede y que le va a traer dolores de cabeza financieros.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.