Cómo ganar dinero con una idea sencilla

¿Cuál es el secreto del éxito en los negocios? La BBC habló con cuatro emprendedores que confiaron en una idea y se lanzaron a la aventura.

Cómo ganar dinero con una idea sencilla Cómo ganar dinero con una idea sencilla

 

 

Uno compró una aerolínea a medio dólar. Otros crearon bebidas. El otro se cansó de no encontrar zapatos y el último hizo una compañía que funciona con una regla muy especial. Descubra sus historias.

Dom Sagolla, DollarApp

Una persona crea un nuevo producto en un mes y lo vende por US$1. Ese es el intrigante principio con el que opera DollarApp, una compañía que desarrolla aplicaciones para el iPhone.

Quien lo pensó fue uno de los creadores de la red social Twitter y autor de "140 caracteres: una guía de estilo para el texto breve": Dom Sagolla "Mientras más simple es la idea, más fácil es entender el mercado y hacer que funcione", recomienda Sagolla.

Nick Swinmurn, Zappos

No podía encontrar un par de zapatos. Buscó por todos lados pero, por algún capricho del destino, ninguno le quedaba bien. Eso que parecía un problema, se transformó en un desafío.

Desde ese día Nick Swinmurn decidió comenzar su propia empresa de zapatos online, Zappos. Y no le fue nada mal. En apenas ocho años las ganancias de la compañía aumentaron más de US$800 millones. Y en 2009 Amazon la compró.

Entonces Swinmurn se lanzó a una nueva conquista y creó la empresa Dethrone, que vende ropa online. "Debes obligarte a mantenerte enfocado en tu idea. No te distraigas", dice Swinmurn. "La clave es ser luchador. Quienes tienen éxito son los que tienen una idea y no saben como pero saben que van a tratar todo y sencillamente a luchar, a adaptarse y a seguir intentando nuevas cosas".

Richard Reed, Innocent Drinks

Se fueron de vacaciones a la nieve. Cuando regresaron no pararon de hablar de la idea de trabajar juntos.

Richard Reed, Adam Balon y Jon Wright habían estudiado en la Universidad de Cambridge y desde ese entonces tenían la idea de hacer un negocio juntos. Renunciaron a sus empleos y decidieron que lo que tenían que hacer era crear un negocio que le resultara atractivo a gente como ellos, así que se se obsesionaron con la idea de hacer algo que fuera bueno para ellos.

El resultado fue Innocent, batidos naturales de fruta. Ahora la compañía produce más de 30 recetas diferentes y vende más de 2 millones de batidos a la semana a través de 10.000 negocios en el Reino Unido y otros países. Desde que crearon el producto, la empresa ha crecido 20% al año y actualmente controla el 75% del mercado de los batidos. Y en abril de 2009 Coca Cola compró un 18% de la compañía. Un año después compró el 58%.

"Si estás convencido de tu idea en un 70%, lánzate. Porque si te esperas a estar el 100% seguro en el negocio, nunca tomarás la decisión, nunca llegarás a ningún lado", dice Reed.

Tony Fernandes, Air Asia

Toda su vida había querido ser dueño de una aerolínea de bajo costo en Asia. Hasta que un día, Tony Fernandes compró Air Asia a una empresa que estaba en manos del gobierno malasio. Pagó medio dólar en septiembre de 2001. No tenía ninguna experiencia en el área, pero de todos modos decidió renunciar a su trabajo e implementar su proyecto.

Por aquellos años Air Asia estaba hundida en deudas. Fernandes reorganizó la empresa para dar un servicio de vuelos cubriendo distancias cortas. El negocio creció rápidamente. Partió con 2 aviones en 2002 y llegó a 86 aviones que transportan 30 millones de personas a través del mundo. Así las cosas, decidió crear otra aerolínea para cubrir distancias largas: Air Asia X.

Y su estilo es bastante singular: cada mes trabaja por algunos días como un empleado en los aeropuertos o como parte de los miembros de la cabina para saber de primera mano cómo van las cosas. Incluso busca nuevos empleados en las filas de espera. "Puedes tener todo el dinero del mundo y las ideas más brillantes, pero si no tienes los mejores empleados, olvídalo", dice Fernandes.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.